domingo, 3 de noviembre de 2013

LOS FILMS DE DANZA QUE NO TE DEBERÍAS PERDER, LA DANSE (Frederick Wiseman, 2009)

Probablemente sea el formato documental el más acertado para retratar con claridad lo que es la danza. Si alguien podía hacerlo así, tras haber visto este film, tengo aún menos dudas de que esa persona era este director estadounidense maestro por antonomasia del género cinematográfico con cerca de 40 producciones y premios que así lo avalan, Frederick Wiseman. La elección de la institución tampoco ha sido casual, porque la excelencia y reconocimiento a nivel mundial del Ballet de la Ópera de París se mantienen intactos desde hace ya 300 años.


Introducción: El Ballet de la Ópera de París

Comencemos así, para los que a día de hoy lo desconozcan hablando muy por encima de esta institución, el Ballet de la Ópera de París. Su fundación se remonta a 1661 coincidiendo con el reinado de Luis XIV ligada entonces a la Academia Real de Danza y se completa años después, en 1713 con la Escuela De Danza de la Ópera. Su primer director fue Pierre Beauchamp y una de sus principales contribuciones a la danza fue precisamente la de "codificar las 5 posiciones básicas del ballet que a día de hoy conservamos".

En el s.XIX la compañía abrió la era de los ballets románticos con La Sylphide, obra a la que siguió Giselle. Y si una década después el inconmesurable imperio de los rusos (Diaghilev a la cabeza y sus exitosas producciones de vanguardia) hicieron que París entrara en un período de decadencia, supieron reponerse a ella precisamente con una apertura a estas nuevas corrientes y artistas que salían del país vecino. 

La Ópera de París ha tenido en sus filas a lo más granado del ballet mundial. Coreógrafos como Filippo Taglioni (creador de La Sylphide), Jules Perrot (de Giselle) o más recientemente a Willyam Forsythe. Como directores artísticos podrían destacar entre otras muchas las figuras de Lucien Petipa, hermano de Marius Petipa (1860-1868) o posteriormente al mismísimo Rudolf Nuréyev (de 1983-1989) y considerado para muchos críticos como el mejor bailarín del s.XX, probablemente incluso el mejor que haya existido. Hoy al frente de tal institución se encuentra  la francesa Brigitte Lefévre, cuya figura descubriremos a lo largo de los 159min que dura esta maravillosa obra documental. 
La lista de bailarines, desde Marie Taglioni a Sylvie Guillem, es interminable. Cabe subrayar, por si acaso no lo supieran, que hay cinco rangos: quadriles, coryphées y sujets forman parte del cuerpo de baile, por encima de ellos se encuentran los Premiers Danseurs y, lo más alto a lo que puede optar un bailarín es a ser nombrado Étoile.


La Danse, Frederick Wiseman

El primer encontronazo del realizador estadounidense con la danza se remonta a 1995 con su obra "Ballet", con la que se instala en el American Ballet para recoger la vida de esta institución, destacando en ella las figuras de Julio Bocca, Alessandra Ferri, Natalia Makarova o nuestro Ángel Corella. De esta obra por tanto quizá toque hablar más adelante. Pero lo que está claro es que Wiseman le coge el gusto a escarbar en un mundo para tantos desconocido y, años después, en 2009, decide infiltrarse en las entrañas de la Ópera de París para mostrarnos todo lo que allí ocurre, posibilita y gira en torno a esta otra reconocidísima compañía de danza. 


A lo largo de 159 minutos es capaz de mostrarnos todo: desde clases, ensayos, puestas en escena, sesiones de maquillaje, de costura, reparaciones logísticas, las relaciones profesionales que se tejen entre alumnos y profesores, las habidas también en el conjunto de la administración, gestiones de todo tipo. Wiseman no se ha dejado absolutamente nada y ha buceado absolutamente por todos los rincones del Ballet de la Ópera de París para enseñar al público todo lo que ha de ocurrir para que a día de hoy esta compañía siga con vida. 



- A nivel artístico es muy destacable la participación de bailarinas "Étoiles" como Emilie Cozette, Dorothée Gilbert o la genial y experimentada Aurélie Dupont. Pero no sólo de ellas, apenas a los 6 minutos de haber comenzado con la visualización aparece otra figura que a todos hoy nos ha de resultar familiar, es José Carlos Martínez (actual Director Artístico de la Compañía Nacional de Danza y entonces Étoile de dicho Ballet) acompañando a su partenaire Laëtitia Pujol en las correcciones que la maestra le realiza para la correcta ejecución de un, si no recuerdo mal, "chassé fouetté into arabesque".



- Y ésta es otra de las partes maravillosas, porque no siempre uno puede asistir a los ensayos y las clases que las estrellas de la danza realizan, y más aún poder escuchar las pequeñísimas correcciones artísticas e interpretativas que los otros grandes entendidos de la danza les realizan, sus "maîtres". Créanme si les digo que esto es una ventaja que apenas se puede vivir si no fuera por cintas como ésta. Como también lo es que entre unas y otras escenas se vayan entremezclando imágenes de los rincones más recónditos de este magistral edificio histórico situado en el epicentro de la ciudad francesa, el Palacio Garnier.



- Si a todo ello se le suma el hecho de poder acudir a las muchas reuniones que conforman la agenda de Brigitte Lefèvre, una Directora Artística capaz de lidiar con la gestión de la compañía, patrocinios, mecenazgos, reformas ministeriales que proponen sistemas especiales para la jubilación de sus bailarines, coreógrafos que mantengan la calidad de la danza, su apertura a las nuevas creaciones que convivan siempre con el Ballet de repertorio, así como conseguir que una vez traídos a la Ópera de París puedan trabajar con la mayor de las comodidades. Pero todo ello siempre y por encima de todo salvaguardando la figura y estatus de tan espléndidos bailarines, con los que también se muestra cercana y conversa. 
** En este punto además me resulta ciertamente interesante la conversación que lleva a cabo con Aurélie Dupont, una de sus étoiles y quien hoy ha cumplido los 40 años de edad. A pesar de seguir activa y de seguir con ello demostrando que es una de las grandes conocedoras y ejecutoras de este arte, sabe que su cuerpo y resistencia ya se enfrenta a ciertas limitaciones a consecuencia de la edad...

A continuación les muestro un vídeo ajeno al documental para que conozcan un poco más la figura de esta mujer que hoy lidera y dirige el Ballet de la Ópera de París:  



Si bien me encantaría seguir comentando cada escena, quizá ya les esté desgranando demasiado. Así que lo mejor es que si quieren descubrir todo ello, se dispongan ya a verla y me cuenten si les ha gustado...

La próxima semana continuaremos con otra obra cinematográfica relacionada con el mundo de la danza y definida por el propio Martin Scorsese así: 

"Es la película que llevo en mi conrazón. Continúa dándome la energía para seguir adelante"